Ligan a corrupción violencia en Torreón

La violencia que experimenta Coahuila, en especial el Municipio de Torreón, no se puede entender sin la complicidad de las autoridades a través de protección a criminales o al privilegiar la impunidad , consideró José Antonio Ortega, presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y la Justicia Penal.

"Coahuila es uno de los estados que pareciera estar en 'zona de guerra', donde hay casi 200 desaparecidos en el último sexenio, especialmente cuando gobernaba Humberto Moreira, donde hay secuestro, homicidio, pareciera que no hay autoridad, porque la autoridad está coludida, está en contubernio, está trabajando no para la sociedad, sino para las organizaciones del crimen", señaló el activista.

"Pareciera que Los Zetas han comprado Coahuila, y la han comprado con las autoridades gubernamentales, eso les ha permitido actuar libre e impunemente sin que nadie los detenga en perjuicio de la sociedad coahuilense".

En marzo, José Cuitláhuac Salinas, subprocurador de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada de la PGR, exhibió que durante la administración de Humberto Moreira, "Los Zetas" tejieron una red de protección con funcionarios y agentes estatales y federales, a los que pagaban hasta 600 mil pesos mensuales.

Hasta esa fecha se habían detectado a 11 servidores públicos involucrados en corrupción -cuatro en prisión, cuatro en arraigo y tres prófugos-, pero no se descartaba la complicidad de otros más.

Los pactos con criminales, enfatiza Ortega, derivan en agresiones como las registradas el sábado por la noche, cuando un grupo criminal desencadenó una balacera contra elementos de la Dirección de Seguridad Pública de Torreón, que custodiaban las afueras del hotel donde se hospedaba el equipo Jaguares de Chiapas, antes, los pistoleros habían matado a un agente.

Ayer, la corporación municipal confirmó que el saldo de los dos agresiones era un policía municipal muerto y cuatro más heridos, uno de los cuales se reportaba grave.

En Torreón, los hechos de violencia se han replicado con mayor intensidad este año, pese a la presencia del Ejército, la Policía Federal, la metropolitana, la estatal y la municipal.

Del año pasado a la fecha, el municipio acumula 14 mil 49 delitos siendo el territorio más peligroso sólo por debajo de Saltillo; se han presentado 633 homicidios; 8 mil 747 robos, mil 63 lesiones; por otra parte las autoridades reportaron en los últimos tres meses al menos 100 personas desaparecidas.

Para 2012, la alcaldía -disputada por Los Zetas con el Cártel del Pacífico- contará con 30 millones 252 mil 4534 pesos del Subsidio para la Seguridad Pública Municipal (Subsemun).

Adelaido Flores, director de seguridad pública de Torreón, sostuvo que la dificultad para enfrentar a los delincuentes se agudiza debido a que se fortalecen con la marginación y decadencia social.

"Mientras estemos nosotros al mando, no cederemos en estos embates de ellos por dominar a las corporaciones policiales, que es su principal objetivo, podemos disminuir ayudando a las familias, a la niñez, a la prevención del delito, con la separación de las adicciones, alejándolos por medio del deporte, oficios o situaciones de arte, en eso estamos", afirmó.

La violencia cobró ayer la vida de cuatro personas en hechos distintos ocurridos en Torreón.

Sin embargo, Flores reportó saldo blanco en el operativo de vigilancia que se llevó a cabo durante el encuentro de Santos y Jaguares en el Estadio Corona.