¿Por qué CETEG 'respeta' las zonas de amapola en Guerrero?

En solo tres de las nueve oficinas del INE en Guerrero los integrantes de la CETEG no han bloqueado los accesos, ni elevado el nivel de disturbios en los alrededores, con lo cual se mantienen en calma esas plazas, donde está la mayor producción de amapola en el país.

Las sedes en los municipios de Iguala, Chilapa y Pungarabato, a cargo del Instituto Nacional Electoral, son cercanas a las zonas de mayor cultivo, almacenamiento y procesamiento de amapola en el estado y en el país.

El resto de las instalaciones, ubicadas en Zihuatanejo, Acapulco (dos), Tlapa de Comonfort, Chilpancingo y Ayutla de los Libres, han sido tomadas en los últimos meses para exigir la aparición de los 43 normalistas y como una estrategia para boicotear las elecciones.

De acuerdo con informes de la PGR y la Sedena, Guerrero es el estado donde se ha producido la mayor cantidad de amapola y goma de opio en el país en los últimos años, éste concentra más de 50 por ciento a escala nacional.

Además, se encuentra en la mira de Estados Unidos, porque México se convirtió en el principal distribuidor del enervante en el último año.

Iguala, municipio donde de acuerdo con las dependencias se acumula y distribuye la mayor parte de esta droga, representa para los cárteles de la zona un punto estratégico para tomar poder.

Fue el lugar donde el grupo delictivo Guerreros Unidos desapareció a 43 estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa. Este municipio estaba bajo el control de ese grupo gracias al poder que ejercía en la zona la pareja presidencial: José Luis Abarca y María de los Ángeles Pineda.

En un reporte de la Procuraduría General de la República titulado: Células Delictivas con Presencia en el País, se especifica que al menos 26 grupos delictivos relacionados con el tráfico de droga se ubican en el estado; los de mayor estructura son Los Beltrán Leyva, Los Caballeros Templarios, el Cártel del Pacífico y Los Zetas. Los de menor, son Los Ardillos, Los Rojos y los Guerreros Unidos.

Chilapa, donde se encuentra la sede electoral número seis del estado (una de las tres que están libres de disidentes) también es un importante punto para los cárteles del estado. Este municipio se encuentra en la periferia de la zona del cultivo de amapola y el año pasado hubo varios enfrentamientos que dejaron más de 30 de muertos.

El pasado 16 de septiembre, el presidente Barack Obama se mostró “particularmente preocupado” por los cultivos de amapola en México, ya que, dijo: “es el principal proveedor de derivados ilegales de opio a Estados Unidos” y explicó que los decomisos de heroína en la frontera aumentaron 324 por ciento de 2009 a 2013.

En Ciudad Altamirano, en el municipio de Pungarabato, donde se encuentra la Junta Distrital Número uno, fue asesinado a finales de 2014 el sacerdote

Gregorio López, quien había sido secuestrado el 22 de diciembre en el seminario en que daba clases y su camioneta fue abandonada posteriormente.

Aledaños al área donde se cultiva la mayor cantidad de amapola en el país, Iguala, Chilapa y Pungarabato tienen libres de disidentes las instalaciones del INE y la CETEG continúa asegurando que “No habrá elecciones en Guerrero”.