El Distrito Federal es la sala de juntas de los cárteles

Desde los viejos tiempos, capos como Osiel Cárdenas Guillén, Amado Carrillo Fuentes, El Señor de los Cielos y Vicente Zambada Niebla, El Vicentillo, entre otros, han transitado libremente por la Ciudad de México.

Un comandante mexiquense, quien pide omitir su nombre por cuestiones de seguridad, dice que el Distrito Federal es un “centro de negociación donde se juntan todos los cárteles”.

Si el Gobierno del Distrito Federal niega la presencia de los cárteles es porque seguro ha de tener alguna componenda (con ellos). Te voy a poner un ejemplo: la gente efectiva de los cárteles no hace sus juntas en el Estado de México porque sienten que los pueden agarrar. Pero en el Distrito Federal se sienten muy seguros porque es un punto neutral”.

Incluso enumera las capturas de capos en territorio defeño: Sandra Ávila Beltrán, La Reina del Pacífico, en 2007, en la zona sur; Jesús Zambada García, hermano de El Mayo, en 2008, en el norte; Vicente Carrillo Leyva, en 2009; Carlos Montemayor González, primo político de Sergio Villarreal Barragán, El Grande, y suegro de La Barbie, en 2010; José Jorge Balderas Garza, El JJ, en 2011, en el poniente; Manuel Aguirre Galindo, operador de los Arellano Félix, en octubre de 2013; Arnoldo Villa Sánchez, en abril de este año en el sur, y José Iván Chao Llanes, a principios del mes pasado.

Para los especialistas y las autoridades federales consultados, la capital es un territorio utilizado para negociar, a diferencia de Tamaulipas, Michoacán o el Estado de México.

José Antonio Ortega advierte: “Si persiste esta situación, la capital terminará por contaminarse por la ola de violencia”.

El año pasado, el presidente de la Asociación Civil de Empresarios y Comerciantes Unidos para la Protección del Centro Histórico (Procentrhico), Guillermo Gazal Jafif, envió dos cartas al jefe de Gobierno Miguel Ángel Mancera y al procurador Murillo Karam solicitando tratar el tema de la delincuencia organizada en la Ciudad de México.

De acuerdo con Gazal Jafif, sus agremiados se quejan de las extorsiones y del cobro de derecho de piso. Hasta ahora no ha sido recibido por Mancera.

En una de las cartas, el líder de los comerciantes expone: “Es urgente que conozca la situación que está atravesando el comercio establecido, que se encuentra atemorizado ante la creciente ola de inseguridad y el incremento de secuestros y extorsiones”.

Gazal Jafif comenta al reportero que a partir del 2000 comenzaron a operar los cárteles en la Ciudad de México. Por esa razón, dice, el 32% de los comerciantes abandonaron el Centro Histórico. Hasta ahora Mancera y su secretario de Gobierno, Héctor Serrano, no quieren oír las quejas.

Procentrhico hizo su propio análisis y asegura que son 15 las organizaciones criminales, entre las cuales destacan La Familia Michoacana, Los Zetas, Los Aferrados y Los Chineros. Incluso menciona sus ámbitos de influencia:

Las calles de Argentina, Colombia, Bolivia, Venezuela, Perú, Eje 1, Manuel Doblado, Miguel Alemán, Anillo Circunvalación, Miguel Anaya, Tepito, la colonia Morelos, Santo Tomás, Roldán, Misioneros, El Carmen y Jesús María.

Gazal Jafif se pregunta: “¿Por qué la Policía Federal no ha entrado a Tepito? Porque es una zona bajo el poder de las mafias”.

Y remata: “No tenemos confianza en las policías del Distrito Federal. Están operando en conjunto con los cárteles. El crimen organizado está en contubernio con los elementos del Distrito Federal”.