Boletín de seguridad julio 2014

Una información en Internet referente a la Seguridad Nacional en México, titulado “Territorio fuera de la ley”, cita los estados con “las comunidades, regiones y municipios que han formado sus policías comunitarias”: Estados de Michoacán, Guerrero, Oaxaca, Jalisco, Estado de México, Puebla, Hidalgo, Morelos y Chiapas.

A pesar de que esta información no lleva fecha, los datos abarcan con toda seguridad la situación desde comienzos del sexenio actual a partir de diciembre de 2013, aún es válida e interesante.

El Gobierno Federal afirmó que el índice de homicidios ha disminuido en un 16% en los dos últimos años.

El Comisionado Nacional Antisecuestro, Renato Sales Heredia, declaró a finales del pasado mes de julio en su primer balance semestral del año en curso que los secuestros se redujeron en un 17%.

El presidente Enrique Peña Nieto reveló en su visita oficial el pasado mes de Junio a Madrid, que en el primer cuatrimestre del año los niveles de inseguridad y violencia se redujeron en el país en un 25%. Señaló también que las acciones emprendidas para combatir firmemente a los grupos del crimen organizado han mostrado sus primeros resultados positivos, como en el caso de Ciudad Juárez, en Chihuahua, en Nuevo León y en su capital Monterrey. Pero admitió que hay problemas de altos niveles de violencia en Los Estados de Tamaulipas, Guerrero y Michoacán.

Un Reporte del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública señala que el Estado de México ocupa el primer lugar en los delitos de mayor impacto a nivel nacional -excepto en secuestros, donde está en tercer lugar - es la entidad donde más homicidios dolosos, robos con violencia de vehículos, extorsiones, violaciones y atracos a bancos se perpetraron entre enero y mayo de este año.

El gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila, aseguró a principios de agosto de 2014, que como resultado de la nueva política de combate a la inseguridad se han reducido delitos de alto impacto.

En el Distrito Federal, el Secretario de Seguridad Pública declaró a principios del mes de Agosto, que la incidencia en delitos de alto impacto en la Ciudad de México se redujo en un 15%; en el sector de transporte bajó el robo. Pero suben los delitos en el Metrobús y las extorsiones de choferes de micro-buses.

En el pasado mes de julio se han registrado una nueva forma de extorsiones a través de WhatsApp, sirviéndose los delincuentes de los datos a través de redes sociales. La mayoría de las víctimas son, por el momento, mujeres.

Resumen de la situación de (in)seguridad pública y sus principales factores

Para el ciudadano observador los medios (Radio, Prensa, TV) la continua información (relatos, reportes, imágenes) referente a homicidios (asesinatos, ejecuciones), crímenes con violencia, etc., en ciudades, municipios, aldeas en el territorio nacional (también en el DF y su zona metropolitana), causa la impresión de que los delitos y crímenes están nuevamente en aumento.

En Ecatepec, Estado de México, se registraron un fuerte incremento de asesinatos y crímenes violentos. El Secretario de Seguridad Pública estatal informó a finales de julio que “se elevará el nivel” de la presencia de Fuerzas Federales y Estatales y “blindarán“ la zona sur de la entidad ante la violencia. Además preocupa el creciente número de niñas desaparecidas (las cifras varían, el gobierno estatal habla de 24 casos, ONGs suman más de 60).

A principios de julio pasado se reportó un incremento de la violencia y homicidios en los Estados de Guerrero, Morelos y el Estado de México.

En el Estado de Guanajuato se reporta un alza de asesinatos por una ola de ejecuciones por detenciones de narcos.

En la región centro del Estado de Guerrero, en los municipios de Chilpancingo, Tixtla, Chilapa, y Eduardo Neri, se disputan dos grupos de narcos una guerra abierta por el control y la venta de drogas. Por este motivo fueron enviados refuerzos del Ejército y de la Policía Federal.

La presidenta de la organización Alto al Secuestro dijo que la supuesta disminución de los secuestros en país es falsa y que le Sistema Nacional de Seguridad debe reportar cada uno de los secuestros y no el evento. Manifestó que a pesar de las declaraciones del Coordinador Nacional Antisecuestros referente a una disminución, la verdad es que en el mes de junio pasado hubo un incremento de 7% en el país.

Sin embargo el Secretario de Gobernación, Osorio Chong, resaltó la reducción de la violencia a su mínima expresión en estados que registraron frecuentes enfrentamientos, como Nuevo León, Chihuahua, Michoacán, Veracruz y La Laguna, y, según INEGI, Durango, Tamaulipas, San Luis Potosí, Coahuila, Guerrero. (En 2013 se registró una tasa de 19 homicidios por cada 100 mil habitantes, en 2010 la tasa registrada era de 25 casos).

En el Distrito Federal, a pesar de las declaraciones de la Secretaría de Seguridad Pública del DF (SSPF) de una reducción del índice de delitos, la aparición de bandas de la “Nueva Mafia Colombiana”, en varias colonias del Distrito Federal, como Tlalpan, Coyoacán, Polanco, Lomas de Chapultepec, San Ángel y Del Valle inquietan a los ciudadanos por el aumento de delitos como robo a casas, a cuentahabientes, de vehículos, asaltos, etc. En Interlomas el Ejército y la Policía Federal realizaron operativos de revisión vehicular.

En Tlalnepantla, Estado de México, ante la inacción de la policía frente a secuestros y extorsiones, los vecinos de 11 colonias conformaron un Frente Cívico Ciudadano contra la inseguridad a causa del considerable aumento de delitos y la ausencia de policías por miedo de la de las bandas de delincuentes.

En el poblado de la Cuadrilla Nueva, en el sur del Estado de México, se registró una matanza de unos 22 supuestos narcos en un enfrentamiento con el ejército. Este acontecimiento, despertó entre los pobladores y periodistas dudas por la falta de testimonios contundentes.

A pesar de que el Presidente Peña Nieto impuso su autoridad sobre las Autodefensas en Michoacán, hubo un intento de resucitarlas y algunos grupos declararon que siguen vigentes.

Comentarios

Lema (según ICESI): “Lo que no se mide no se conoce, lo que no se conoce no se puede resolver”.

La declaración del Secretario de Gobernación, Osorio Chong, ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), que la gobernabilidad democrática comienza con la defensa de los derechos humanos, es muy sabía y debería de llegar a ser el lema del Gobierno Federal.

Entre los delitos de alto impacto los secuestros siguen dando a la sociedad en general quebrantos de cabeza. Las recientes declaraciones del Coordinador Nacional Antisecuestros, Renato Sales Heredia, de que la intención del Gobierno Federal es reducir el delito de secuestro a su mínima expresión. Destaca además que es fundamental en toda estrategia antisecuestro en un estado democrático de derecho el respeto primordial por la vida de la víctima.

Grandes palabras, que más bien corresponderían a un político que a un especialista en antisecuestro.

Las declaraciones y cifras oficiales sobre reducciones de la violencia y los delitos que causan altos impactos en la sociedad, no cuadran y hay inconsistencias con las registradas por INEGI y otras Instituciones Gubernamentales y No Gubernamentales.

En este esquema caben también otras declaraciones de miembros gubernamentales y estatales, como las más recientes del Secretario de Gobernación, de que en el Estado de Michoacán ya pasó la crisis de seguridad, que en el Estado de Tamaulipas la inseguridad y el miedo de la población a causa de la violencia y los crímenes de alto impacto han sido reducidos por la aplicación de la estrategia federal.

Se señala que los gobiernos estatales manipulen en principio las cifras sobre los crímenes en general por razones políticas, de manera que las cifras oficiales no son del todo creíbles.

En lo que se refiere a las cifras que publica el INEGI-Instituto Nacional de Geografía resulta que son menores que las de la SNSP-Secretaria Nacional de Seguridad Pública. Mientras que INEGI basa sus publicaciones en los Registros Civiles, los Ministerios Públicos (defunciones accidentales y violentas), la SNSP maneja los datos en base a las denuncias: De esta manera INEGI reporta en 2013 a nivel nacional 22 mil 372 casos de homicidios (indica un promedio diario de 62 muertes violentas), mientras que SNSP publicó 35 mil 67 casos.

La difusión de información a principios de este mes de agosto referente al resurgimiento de crímenes contra empresas refresqueras, como la quema de camiones de Coca-Cola en municipios del Estado de Guerrero y los robos y asaltos a Centrales de Abasto en el Estado México y el Distrito Federal, así como secuestros y extorsiones de distribuidoras de hidrocarburos, llaman la atención porque parecen cíclicas, pues no hace mucho tiempo se reportaron este tipo de crímenes por las considerables pérdidas ocasionados.

Por el alto grado de inseguridad en Morelos, que a nivel nacional ocupa el primer lugar en secuestros y extorsión y el segundo en violencia, homicidios, parte de los ciudadanos piden un referéndum contra la permanencia del Gobernador Graco Ramírez en la jefatura estatal.