Denunciar a quien se defiende es abominable

Hace un año murió Don Alejo Garza, un empresario que se negó a ser extorsionado y como resultado fue asesinado. De haber sobrevivido ¿qué hubiera pasado si sus vecinos lo denuncian por se un asesino? Sería terrible juzgarlo por defenderse ¿no? Hoy, hay quien acusa al Presidente Calderón por intentar protegernos de los criminales ¿se vale? Tony Tirado en Radio Cañon 800am en Ciudad Juárez 2011.11.28

{podcast_media 215}