Los ciudadanos ya no podrán conocer informes oficiales sobre el crimen organizado en México.

La cantidad de cárteles que existen, sus nombres, quiénes son sus líderes y sus zonas de operación, ya es información reservada en este sexenio.

La Procuraduría General de la República (PGR) determinó archivar esos datos por 12 años, tras argumentar que su difusión afectaría las estrategias encaminadas a combatir a la delincuencia organizada, incluso, pondría en riesgo la vida de los propios criminales.

En una solicitud vía Transparencia se requirió a la dependencia, que encabeza Jesús Murillo Karam, información sobre el número de cárteles o grupos criminales que operan en el País, la estructura de cada uno y sus zonas de influencia.

"Por las circunstancias actuales que vive el país, así como la implementación de acciones para combatir a las organizaciones delictivas, dicho documento, al contener información respecto de personas, ubicaciones y datos de averiguaciones previas, dicha información representa un riesgo eminentemente para la seguridad de las personas que en ellas se mencionan, ya que las diferentes organizaciones delictivas pueden obtener datos que pueden ser utilizados en su contra, poniendo en riesgo su integridad física, incluso su vida", justifica la PGR.

"El revelar información representa una clara amenaza para la elaboración de las estrategias que se implementan a partir de dicho documento, además de poner en descubierto datos de localización de personas directamente relacionados con la delincuencia organizada, representando un riesgo para su vida e integridad física, al ser directamente identificables y localizables", apunta .

Durante la administración del ex Presidente Felipe Calderón, dependencias como la propia PGR, la extinta Secretaría de Seguridad Pública Federal (SSP), la Policía Federal, el Ejército y la Marina, dieron cuenta de quiénes eran las principales organizaciones criminales que operaban en México, los nombres de sus presuntos líderes y sus zonas de operación.

A inicios del actual sexenio, Murillo Karam afirmó que en los últimos años se crearon entre 60 y 80 nuevas "organizaciones criminales chicas", cuyas zonas de influencia geográfica están siendo investigadas.

Sin embargo, en otra solicitud de información, la PGR determinó reservar, también por 12 años, el detalle de esas nuevas organizaciones reveladas por Murillo Karam.

La dependencia pone a disposición del ciudadano sólo la información que se generó en el sexenio pasado sobre los cárteles en México y su composición.

Falta de transparencia

Especialistas en seguridad advirtieron que reservar información del crimen organizado afecta a los ciudadanos que requieren tomar decisiones sobre su seguridad personal y la de su patrimonio.

"Reservar información sobre la delincuencia es una opacidad, una falta de transparencia y una violación a los derechos humanos de los mexicanos que quieren conocer cuál es la situación real de las organizaciones criminales que nos quieren perjudicar", opinó José Antonio Ortega, presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y Justicia Penal.

"Me parece que el no informar daña a la sociedad, es como un enfermo que quiere saber si tiene cáncer o no para ir tomando decisiones", indicó en entrevista.

El abogado penalista alertó que la violencia sigue escalando en entidades como Guerrero, Estado de México, Tamaulipas, Michoacán, y que comienza a recrudecerse en el Distrito Federal.

"Es muy grave no saber qué es lo que está pasando, porque el problema lo seguimos teniendo (...) Podemos empezar a tener sorpresas en lugares donde no se había tenido, como Campeche y Yucatán", señaló.

Javier Oliva, investigador en la UNAM y experto en seguridad nacional, consideró, por su parte, que el Gobierno debe definir lo que sí informará.

"La pregunta es entonces qué tipo de información no va a ser reservada, porque las situaciones de violencia en algunas partes del país te llevan a tomar decisiones sobre tu persona y tu patrimonio", destacó.

"Se marca una diferencia casi drástica respecto a lo que fue la estrategia de Felipe Calderón en la lucha contra el crimen organizado, que va desde este tipo de medidas, hasta prácticamente eliminar de los discursos las alusiones al crimen organizado y a la violencia", dijo.

Redes Sociales

Otros Temas

Lo más leído