El examen de control de confianza, que durante este sexenio ha sido presumido como piedra angular de la depuración de la Policía Federal, falló en los casos de los policías que operaban en el aeropuerto capitalino y que asesinaron a tres de sus compañeros al verse sorprendidos, consideraron especialistas.

Zeferino Morales Franco, quien presuntamente se encargó de sacar un paquete de cocaína de uno de los baños de la Terminal 2, y Daniel Cruz García, quien asesinó a dos de los agentes que intentaron detener al primero, ingresaron a la PF en junio del 2010 bajo los nuevos protocolos de reclutamiento, selección y capacitación de la corporación.

A pesar de ello, de acuerdo con la investigación que tiene en curso la Policía Federal, se aliaron con una red que trafica cocaína desde Perú y liquidaron a tres de sus compañeros.

José Antonio Ortega, presidente del Consejo Ciudadano de Seguridad Pública y Justicia Penal, indicó que no basta con aplicar exámenes de control de confianza para garantizar la honestidad de una corporación policial, pues la mayoría de los nuevos jóvenes se incorporan a áreas que ya están corrompidas y terminan por caer en estas prácticas.

"No es suficiente con aplicar exámenes de control de confianza, me parece que la limpia tiene que ser a fondo, porque este tipo complicidades no se queda en el nivel de los policías sino que llega a sus mandos", indicó.

Al menos desde hace ocho años, aseguró, hay evidencias de que el crimen organizado opera en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), y recordó que en su momento se lo hizo saber al responsable de la entonces Policía Federal Preventiva (PFP).

"Los problemas de corrupción en el aeropuerto no son recientes. En el 2004, yo le presenté al entonces Secretario de Seguridad Pública, Ramón Martín Huerta, una carta en la que le hacía de su conocimiento que se estaba vendiendo la plaza del aeropuerto a un grupo criminal por 10 millones de dólares, eso se investigó pero no hubo detenciones", recordó.

René Jiménez, quien es investigador en el Instituto de Investigaciones Sociales de la UNAM, indicó que la honestidad y profesionalismo de la Policía Federal en el actual sexenio se da más en el papel que en los hechos, pues hay evidencias de que no es así y la más reciente es lo ocurrido en el aeropuerto capitalino.

"La corrupción está en todos lados, incluyendo en la Policía Federal, la que nos han querido vender que es muy confiable. Lo que vemos son agentes de esa corporación, no sólo por lo ocurrido en el aeropuerto, metidos dentro de bandas o protegiendo a grupos criminales, lo hemos visto en Ciudad Juárez y en Tijuana también", señaló.

De acuerdo con las cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, los 49 mil 545 empleados de la Secretaría de Seguridad Pública, incluidos los 36 mil 55 agentes que componen la Policía Federal, les han sido aplicados los exámenes de control de confianza.

Apenas el 2 de junio, el Presidente Felipe Calderón, durante la ceremonia del Día del Policía Federal, le pidió a los elementos de la corporación que exijan que se sigan aplicando los exámenes de control de confianza, pues de no hacerse podría peligrar su vida al no garantizarse la honestidad de todos los elementos.

Redes Sociales

Otros Temas

Lo más leído