En el primer año de Enrique Peña se duplicaron los estados fallidos, esto significa que 10% del territorio mexicano se encuentra en disputa entre autoridades y delincuentes.

En Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y la Justicia Penal señala que son 247 municipios del país, distribuidos en 14 estados, los que viven estas condiciones.

También indican a dos estados completos, Michoacán y Tamaulipas, con 156 municipios en conjunto, en los que hay impunidad por parte de grupos armados y hay una práctica frecuente de secuestros y desaparición forzada.

En algunos de estos puntos son los criminales los que ejercen el poder real, por encima de las autoridades públicas, y disputan al Estado el monopolio de violencia y el cobro de “derecho de piso”, indica la organización.

De los estados señalados, seis se encuentran en el norte del país: Chihuahua, Sinaloa, Durango, Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas, donde operan cárteles como el de Sinaloa, los Zetas y el de Juárez.

En la costa del pacífico se encuentran Guerrero, Michoacán y Chiapas, donde hay presencia de Caballeros Templarios, La Familia Michoacana, Zetas y el Cártel de Jalisco Nueva Generación. En Veracruz y Tabasco coexisten el cártel del Golfo y los Zetas, mientras que en Quintana Roo también opera el cártel de Sinaloa.

En la parte central del país, en Estado de México y Tlaxcala, operan los Zetas, la Organización Beltrán Leyva y los Caballeros Templarios. Además, en Tlaxcala existen grupos del crimen organizado que se dedican a la trata de personas.

Hacia el final de la administración de Felipe Calderón eran más de 100 los municipios que estaban en poder de grupos criminales, en esta administración la situación se ha agravado, sobre todo en Michoacán y Guerrero, donde la población se ha organizado y han surgido grupos de autodefensa en contra de los cárteles.

En riesgo

El Consejo señala otros municipios en donde existe un peligro “real e inminente” de caer esta condición, debido al crecimiento de extorsión, robo y secuestro. Estos se ubican en Morelos, Estado de México, conurbados con el Distrito Federal; Zacatecas y municipios de Jalisco colindantes con Zacatecas y Michoacán.

Otras acciones que los hacen caer en “estado fallido”, afirman, es la operación de centros de confinamiento, exterminio y eliminación de cadáveres, prácticas de desplazamiento forzado, imposición de restricciones al libre tránsito como los retenes y obstáculos en calles, caminos y carreteras.

Además también se señala el secuestro masivo de migrantes o nacionales, la trata de personas, el tráfico de drogas, el control de policías y la intimidación de periodistas y medios de comunicación como indicios de un estado fallido, afirma el Consejo Ciudadano.

Redes Sociales

Otros Temas

Lo más leído